AMD introduce la serie 5000 de sus CPU Ryzen

Hoy fue la presentación de la nueva serie de procesadores de AMD Ryzen 5000 series, basados en la arquitectura Zen 3. Como era esperado, esta nueva iteración trae importantes cambios de diseño a nivel de núcleo y optimizaciones que ofrecerán más rendimiento tanto a jugadores como a creadores de contenido.

AMD CEO Lisa Su en la presentación de los Ryzen 5000

AMD CEO Lisa Su en la presentación de los Ryzen 5000 basados en Zen 3

Hoy fue la presentación de la nueva serie de procesadores de AMD (Advanced Micro Devices) Ryzen 5000 series, basados en la arquitectura Zen 3.

Como era esperado, esta nueva iteración trae importantes cambios de diseño a nivel de núcleo y optimizaciones que ofrecerán más rendimiento tanto a jugadores como a creadores de contenido. 

Información de prensa sobre AMD Ryzen

Continúan ofreciendo hasta 16 núcleos, 32 hilos y hasta 72 MB de caché con el tope de línea Ryzen 9 5950X, dominando así en tareas multiproceso y un avance generacional de hasta un 26% de ganancia en rendimiento gaming.

También incluyen mejoras en el núcleo que ahora tiene hasta 8 de ellos unificados en lo que AMD denomina Core-complex, dándoles acceso directo a los 32 MB de la caché L3 de cada die.

Lo nuevo en la arquitectura Zen 3
Lo nuevo en la arquitectura Zen 3. CTO de AMD, Mark Papermaster

La arquitectura “Zen 3” reduce la latencia entre el núcleo y la caché al duplicar el acceso por núcleo, al tiempo que tiene 2,8 veces más rendimiento por vatio en comparación con la competencia.  

Zen 3 trae un incremento del IPC con respecto a su anterior generación de hasta un 19%. De confirmarse en pruebas de terceros estos números, AMD continuaría extendiendo su liderazgo en la mayoría de pruebas de rendimiento en mono-hilo y multi-hilo. 

Resumen de especificaciones, precios y disponibilidad.

AMD antes de Zen 

Habían pasado varios años desde el lanzamiento de su arquitectura Bulldozer, que fue exprimida en varias iteraciones. Bulldozer proponía un nuevo paradigma en el diseño de CPU, utilizando la arquitectura de CMT (multihilo basado en clústeres), para competir con la tradicional SMT (multihilo simultáneo) usada por Intel.

Esta decisión, que parecía ser el futuro de la compañía, fue un total fracaso y AMD se vió en aprietos ya en el año 2015 cuando lanzan las últimas CPU basadas en Bulldozer (Excavator).  

AMD había hecho una gran apuesta con Bulldozer que no dio frutos y era claro que había que hacer otra apuesta; una nueva arquitectura partiendo de una hoja en blanco, una apuesta muy arriesgada que definiría todo, y así se embarcan en el diseño de su arquitectura Zen.  

Un nuevo horizonte 

Tras cuatro años de diseño, Zen se presenta al mundo por primera vez a finales de 2016. La CEO de AMD Lisa Su, mostró un diseño preliminar, anunciando el ambicioso objetivo de lograr un 40% más de IPC (instrucciones por ciclo de reloj).  

Render de una CPU AMD Ryzen
Procesador AMD Ryzen

Finalmente, a principios de 2017 AMD lanza sus CPU basadas en Zen bautizadas ya para el mercado cómo Ryzen, un juego de palabras entre “risen” (resucitado) y “zen”. Para sorpresa de todos AMD afirmó que no solo habían vencido su objetivo de 40%, sino que lo hicieron por mucho con un 52% de IPC.

Definitivamente AMD demostró que estaba nuevamente de pie y en el juego del HPC (computación de alto rendimiento).

Ruptura del mercado 

Lisa Su atrevidamente dijo mientras presentaba los Ryzen que se avecinaba una “ruptura del mercado” y así fue. Un Ryzen de 8 núcleos (Ryzen 1800X) superaba por un pequeño margen a su equivalente en Intel, pero lo importante de este lanzamiento fue el precio de solo $500 del 1800X vs los $1200 del Intel 6900K, que para el momento era la única opción de entrada que los consumidores tenían si querían alto rendimiento en aplicaciones multihilo. 

La inexistente competencia en el mercado de las CPU de alto rendimiento, le permitió a Intel estancar a los PC entusiastas en el segmento de los 4 núcleos por muchos años. Por eso la introducción del Ryzen significó esa ruptura, un punto de inflexión que permitió el movimiento total del mercado forzando al gigante azul a también cambiar su jugada. 

Ahora podemos encontrar PCs con el doble de núcleos a precios contenidos, y muchos podrán decir que se debe solo al natural avance en la innovación de los nuevos productos; pero no olviden que, por muchos años, 8 núcleos o más eran considerados solo para la gama de entusiastas extremos y el mundo profesional.  

AMD afirma que está de vuelta al mundo del alto rendimiento y que está de vuelta para quedarse, y lo ha demostrado en cada iteración de su arquitectura Zen. Ha traído de vuelta la necesaria competencia que hacía falta para bajarle el ego a Intel y así lograr indirectamente lo más importante: productos superiores a mejores precios para los consumidores, por parte de ambos.

Total Page Visits: 930 - Today Page Visits: 28

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial